Los desencantados

Deja un comentario

Sin título 16

Los desencantados
están siempre de vuelta.
Nadie saben de dónde vienen,
pero regresan.

Son la materia encantable,
consumidores de productos
electorales
y de papel cuché.
Algún destape
también les encandila,
que las nalgas de mujer
son una mina
de inagotable encantamiento.

Hubo un tiempo en que se alistaban
en masa
a una empresa sin compromisos,
aprendieron nuestras canciones,
simularon ser de los nuestros.
Pero un día dejaron de cantar
suspendieron su corto vuelo,
y hoy los vemos caminar por descampados
igual que si fueran perros.

¿A dónde van los desencantados?
Ni ellos mismos lo saben.
Están siempre de vuelta, regresando
de ninguna parte.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: